Nacionales no image

Publicado en 30 de noviembre de 1998 | por BREL2

0

Posición del MST ante el Plebiscito

info@bandera.org
Movimiento Socialista de Trabajadores (MST)

El Movimiento Socialista de Trabajadores, (MST), reunido en asamblea decidió boicotear el propuesto plebiscito programado para el 13 de diciembre próximo. De está manera el MST coincide con las organizaciones fraternas y afiliados independientes que conforman el Frente Socialista, del cual también está organización es parte. A continuación, publicamos las razones que nos llevan a la posición de boicot.

¿Qué ganamos los trabajadores con este plebiscito? está es la pregunta obligada que de entrada debemos contestarnos ante la insistencia del gobierno de forzar está consulta. Luego del 13 de diciembre la clase trabajadora puertorriqueña (sean penepés, populares, independentistas, socialistas, etc.) estaremos en igual o peor situación. Seguiremos enfrentando el alto costo de vida, el desempleo, el abuso patronal, la privatización y el resto de los males sociales producto de la colonia capitalista. El gobierno continuará conspirando para seguir quitándole derechos a los trabajadores, como de hecho ya ha anunciado su intención de enmendar la Ley 130 que permite la organización sindical en las corporaciones públicas. Ante este anuncio, no podemos menos que pensar que también aprovechan el momento para darle continuidad a la modificación de las leyes laborales en favor de los patronos y en menoscabo de los trabajadores. Se intenta, también asestar un rudo golpe a los sindicatos que fueron puntal de lucha en la pasada Huelga del Pueblo por motivo de la venta de la telefónica. Quienes ganan con el plebiscito son los capitalistas para quienes la colonia (en sus distintas variantes) y el proyecto anexionista representan la fuente de extraordinarias ganancias.

Como si todo está fuera poco, los partidos de los ricos nos piden a los trabajadores que participemos en este embeleco cuando los sectores más pobres de nuestra patria se encuentran resolviendo sus necesidades básicas de vivienda y alimentación luego de que miles hayan sufrido perdidas significativas producto del huracán. Cuando todavía miles de puertorriqueños no tienen agua ni luz, el gobierno de Rosselló gastará esfuerzos, recursos humanos y millones de dólares en el plebiscito.

En adición, a los trabajadores, se nos llama a participar en un evento como parte pasiva que solo se limite a votar. No participaríamos en igualdad de condiciones para defender nuestros intereses de clase. Mientras la clase obrera no tenga el poder ni los recursos para defender dichos intereses toda participación en este tipo de consulta solo consolidará a los patronos al mando del país.

Finalmente el plebiscito no contribuye en nada a un proceso real de descolonización ya que no está diseñado a tono con las normas internacionales. No se ha dado una transferencia de poderes al pueblo puertorriqueño, o sea un traspaso de soberanía, empezando por la Formación de una asamblea constituyente, como lo exigía por décadas la totalidad del independentismo. En vez de retirar sus efectivos, se mantiene intacta y en crecimiento la presencia militar y policiaca norteamericana. Permiten participar a miles de extranjeros ciudadanos norteamericanos residentes, mientras le niegan el voto a los dos millones de puertorriqueños que viven en los Estados Unidos. Por último, no se han liberado a los dieciséis (16) prisioneros políticos puertorriqueños, encerrados en diferentes cárceles federales.

¿Te gustó? ¡Compártelo!

Twitter Facebook Linkedin Google+ Pinterest

Tags:


About the Author



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver al tope ↑

Thumbnail previews for youtube channel